JAVIER MIGLINO y ABOGADOS. ASUNTOS EN TODO EL PAÍS.

DR. JAVIER MIGLINO y ABOGADOS.

Desde 1945 más que Abogados.

CONTACTO:

(011) 4786 - 8118
(54 11) 4786 - 8118
Para solicitar consultas:
Lunes a Viernes. 11 a 14 horas.



Av. Alicia Moureau de Justo 540.
3er. piso. Puerto Madero.

BELGRANO

Avenida del Libertador 6222. 8vo. piso.

SAN ISIDRO

Avenida del Libertador 13.920. 7mo. piso.


ASUNTOS EN TODA LA ARGENTINA y AMÉRICA LATINA.


MIAMI:

2216 NW 4th Terrace MIAMI. Miami. FLORIDA.
33125. U.S.A.

MIAMI.
ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA.

































jueves, 9 de marzo de 2017

Estafa millonaria con departamentos en pozo.



Estafa millonarias con departamentos "en pozo" Varios detenidos en Córdoba.

El Dr. Javier Miglino, Experto en Delitos Económicos, defiende a damnificados.


Detuvieron a una familia del Cerro acusada de vender departamentos que nunca se construyeron. Se habrían quedado con $ 90 millones.

Una familia fue detenida en su casa del coqueto barrio Cerro de las Rosas, acusada de estafar a al menos 100 personas con una constructora trucha que les prometía departamentos que jamás se construyeron.
El fiscal Mariano Antuña, a cargo de la investigación, precisó a Día a Día que el monto de la estafa ronda los 90 millones de pesos, pero que calculan que esa cifra "se cuadruplicará" dado que las estafas corroboradas son 100 y estiman que podrían ser unas 400. Es decir que el dinero "robado" podría superar los 300 millones de pesos.
Si bien el fiscal embargó propiedades y automóviles de los involucrados en la presunta millonaria estafa, no hay rastros todavía sobre dónde está ese dinero. "Se calcula que está en bancos del exterior", explicó Antuña, quien hace seis meses libró oficios a través de la Cancillería para que determinados bancos den información sobre esas cuentas, pero aún no obtuvo respuestas. "Son trámites engorrosos, los bancos no colaboran. Queremos recuperar ese dinero que es de la gente", indicó.
Las víctimas son personas de clase media-alta que depositaron alrededor de 40 mil dólares en "pozos" por departamentos en ocho edificios en la Capital que jamás se construyeron. En muchos casos, explicó Antuña, los supuestos estafadores vendieron el mismo departamento a cinco inversores diferentes. 
La familia arrestada está compuesta por el ingeniero Jorge Pablo Zalazar, su esposa Gladys Marisa Isabel Cugnini y la hija de ambos Delfina del Mar Zalazar. Se los acusa por los delitos de "asociación ilícita en concurso real con estafa continuada y reiterada". Están presos en Bouwer desde el martes pasado.
El fiscal libró orden de captura además contra el arquitecto Hugo Daniel Gabetta.
Antuña cree que Zalazar era la "cabeza" de una estructura que contaba con la participación directa de Gabetta. "Hemos librado órdenes de captura porque hasta el momento no hemos podido localizarlo", explicó el fiscal en referencia al arquitecto.
Junto con ellos fueron imputadas otras siete personas que por el momento permanecen en libertad, y cuyas identidades el fiscal prefirió reservar. Se trata, en algunos casos, de empleados de inmobiliarias que estaban "entongados" con la constructora trucha, lo que posibilitaba captar a un mayor número de potenciales clientes y además daba "credibilidad" a la maniobra. 
"Se trataba de una estructura engañosa, bien pensada y organizada".
El mes pasado, se produjo un incendio en la planta baja del edificio de Montevideo y Artigas.
Cómo funcionaba. De acuerdo con la investigación judicial que lleva meses, desde 2008 comenzaron a venderse departamentos en "pozos" de aproximadamente 40 mil dólares cada uno. La constructora trucha, que tuvo diferentes nombres en todos estos años (el más conocido, según el fiscal, fue Derante S.A.), prometía construir ocho edificios en distintos puntos de la ciudad de Córdoba, entre ellos en Nueva Córdoba, Observatorio y General Paz. 
Entre las víctimas se encuentran los propietarios de los terrenos donde se pensaban armar los edificios; los supuestos estafadores les "compraron" esos terrenos a cambio de futuros departamentos, y los dueños cedieron sus propiedades sin sospechar que eran engañados.
Los nombres de los futuros edificios iban a ser Toulouse I, II, III, IV, V y VI, Valtodano y Nord Riviere. Desde aquel lejano 2008 al menos 100 personas compraron los futuros departamentos, sin saber que eran víctimas de una aceitada estafa de empresas constructoras y fideicomisos. "En muchos casos hasta cinco familias diferentes compraron un mismo departamento", insistió el fiscal para demostrar la "ambición" de los acusados.
"Esto no se trata de una simple demora en el inicio de la construcción de los edificios; la constructora directamente jamás hizo los expedientes en la Municipalidad para solicitar el inicio de construcción", ejemplificó Antuña, quien aseveró tener "muchísima prueba documental" que certifica lo aceitada que estaba la maniobra. 
Otro ejemplo de "veracidad" es que, en algunos casos, los edificios comenzaron efectivamente a construirse, pero con el tiempo fueron abandonados y se transformaron en "esqueletos" de cemento. Uno de ellos, ubicado en Artigas y Montevideo, se incendió hace un mes, y los vecinos denuncian que sirve de "aguantadero" para delincuentes.
"La operación está tan bien organizada, que incluso todavía hoy existen varios estafados que creen que les van a construir su departamento", remató el fiscal Antuña. 
El Dr. Javier Miglino, CEO del Estudio porteño MIGLINO y Abogados, representa a algunos de los 100 damnificados que se presentaron como querellantes. Creen que irán aumentando con el correr de los días.
"Lamentablemente este tipo de maniobras llegan a la justicia cuando los estafadores han obtenido inmensas ganancias y dejado un tendal de damnificados pero por las investigaciones previas es posible que recuperemos el dinero invertido con intereses y daños de parte de los detenidos, que se exponen a muchos años de prisión e incluso de parte de los numerosos bienes que los imputados tienen a su nombre", dijo Javier Miglino. 
La Voz del Interior.